(011) 155-810-6686 contacto@abrazarlavida.com.ar

Comentario Basura

Está de moda hablar de Comida Basura y, luego de recorrer los diarios argentinos on line, no creo que haya mejor descripción para lo que leo que ese.  Hay pocos comentarios realmente críticos (en el sentido de aportar otro punto de vista o de revaluar lo dicho) o beneficiosos.  La mayoría son agresivos (en el peor sentido de la palabra), humillantes y denigratorios.  Parece que la gente entra solamente a descargar su odio y su vacío, a destruir, a demostrar su falta de cultura o de sentido.  Supongo que es otra demostración del enfrentamiento que se ha propuesto desde la política.  Es lamentable. El músico Andres Calamaro lo refirió en un reportaje.  Estoy de acuerdo (por supuesto, lo defenestraron en los comentarios). “El público es cruel desde que dejó de ser público para sentirse protagonista de su propio vómito virtual. Honestidad Brutal y El Salmón son mis obras más venenosas y algunos de mis discos más celebrados. Pero eran dulces años sin Internet y sin atención de la televisión ni las revistas; ahora todos somos espiados y opinables. Internet le dio voz a mucha gente que todavía no sabe atarse los cordones. Parece que internet estuviera achatando un poco la experiencia de la gente. Creo que hay una mayor intolerancia. Ahora, el puritanismo es mucho más masivo. Quiero decir, en otros tiempos el puritanismo estaba reservado a religiosos o reccionarios. Creo que vivimos la contra-demagogia. Ahora el chiste es ser reaccionario, intolerante, y comportarse como tal cosa. Cuando se propone despenalizar la tenencia de marihuana la gente se indigna; duda y se indigna. Pero cuando se propone bajar la...
Gemas de Mercurio Retrógrado

Gemas de Mercurio Retrógrado

Antecedentes de los Ciclos de Vida Como un recordatorio, tenemos tres Retrógrados de Mercurio al año, este ocurre del 18 de mayo a 11 de junio. Durante esos momentos debido a la influencia de Mercurio, las cosas como las comunicaciones, la tecnología y los viajes pueden no suceder según lo planeado. Pudiesen experimentar demoras, correos mal interpretados, caos al conectarse con los demás y más de su cuota usual de malentendidos en las relaciones. A pesar de estos desafíos, la vida continúa.  En un día dado están bajo la influencia de una plétora de energías y situaciones – algunas visibles y muchas invisibles de fondo. Hasta fuera del Retrógrado de Mercurio, ustedes son impactados por muchos otros ciclos planetarios. De igual forma, su vida está en constante movimiento – eventos que se desarrollan debido a acciones previamente tomadas y oportunidades que surgen para ayudarlos a cumplir el propósito de su alma. Por Qué las Cosas Son Más Intensas Ahora  Los Retrógrados de Mercurio se sienten mucho más ahora debido a los avances en tecnología. Consideren cómo sus abuelos utilizaban cosas como las máquinas de escribir para escribir cartas y manuscritos. Sí, eran lentas e ineficientes, pero había menos cosas que podían salir mal. Las comunicaciones también, es algo que la humanidad debe aprender a dominar en nuevas formas debido a la tecnología. Muchas veces la gente no está realmente atenta cuando hace un texto o envía un email – ¡esto no se recomienda durante un Retrógrado de Mercurio! ¿Se habla mucho sobre los Retrógrados de Mercurio por estos días? ¿Por qué es más importante conocerlos ahora?  Una razón clave...
Cómo convertir un defecto en una cualidad

Cómo convertir un defecto en una cualidad

Mirando películas y series no latinas, se hace evidente que hemos sido criados en la exageración.  Tendemos a extremar lo bueno y lo malo, lo que nos lleva a dramatizar; a no distinguir entre lo superfluo y lo importante; a subirnos al caballo y engrandecer nuestro papel cuando nos va bien y a victimizarnos y culpar a los demás cuando nos va mal.  He conocido mucho estos vaivenes (muy comunes en mi familia) y me llevó bastante tiempo controlarlos.  Todavía me cuesta en algunas ocasiones.  Esto me llevó a observar cómo evaluamos las cualidades y defectos. Algo que me sirvió para ello fue la práctica de Eutonía cuando estudiaba Terapia de Integración Cuerpo-Mente.  Tendemos a una hipertonía o a una hipotonía: o ponemos demasiada fuerza o ponemos muy poca.  Un ejemplo claro es cuando alguien nos da la mano: o la estruja o apenas la sostiene.  La eutonía es la tensión adecuada y necesaria para la tarea que estamos haciendo, ni más ni menos.  En nuestra sociedad, hay una tendencia a creer que demasiado es mejor.  Cuanto más esfuerzo, más resultado; cuanto más tenemos, más somos.  Por otro lado, se está gestando un contrapeso, cercano a dejarse llevar sin participar, a la desidia de pensar que todo es inútil porque no se puede cambiar lo dado.  Ninguna de las dos es operativa. Aquí se juega el concepto de dualidad.  Si habitamos un extremo, nos iremos al otro irremediablemente, porque el oculto presionará para existir.  Lo hará a través de los demás, de situaciones límites, de crisis, pero nos obligará a comprender que siempre hay un poco de cada polo...
Oración de Vida

Oración de Vida

Vida: Deshaz en mí todo aquello que necesite ser deshecho. Úsame. Saca de mí cada ápice de creatividad. Ayúdame a vivir una vida radicalmente extraordinaria, forjando siempre un camino jamás-antes-transitado. Enséñame cómo amar con más profundidad, como nunca antes creí que fuera posible. Cualquier cosa de la que siga huyendo, síguemela mostrando con absoluta evidencia. Cualquier cosa con la que siga en conflicto, ayúdame a suavizarme en ella, a relajarme en ella, a abrazarla completamente. En donde mi corazón continúe cerrado, muéstrame la forma de abrirlo sin recurrir a la violencia. Todo aquello a lo que me siga aferrando, ayúdame a dejarlo ir. Regálame desafíos, luchas y obstáculos aparentemente insuperables, si crees que eso me ayude a tener una más profunda humildad y confianza en la inteligencia de la vida. Ayúdame a reírme de mi propia seriedad. Permíteme encontrar el humor en los lugares más oscuros. Muéstrame un profundo sentido de descanso en medio de cada tormenta. No me libres de la verdad. Nunca. Deja que la gratitud sea mi guía. Deja que el perdón sea mi mantra. Deja que este momento sea mi eterna compañía. Permíteme ver tu rostro en cada rostro. Permíteme sentir tu cálida presencia en mi propia presencia. Sostenme cuando tropiece. Respírame cuando yo no pueda respirar. Permíteme morir viviendo, no vivir muriendo. Amén! Jeff...
Tu diferencia es tu huella en el mundo: ¡Valórala!

Tu diferencia es tu huella en el mundo: ¡Valórala!

Una consultante, que está abriéndose al mundo, me cuenta que está sorprendida por las historias que escucha de sus compañeras.  Como ella ha vivido en su propia nube, casi sin comunicarse, ha creído que los demás eran “normales”, que tenían vidas perfectas, que ella era la única que tenía ideas y vivencias extrañas y que su familia era disfuncional.  Está enterándose que los otros también tienen problemas (más graves que los de ella, a veces) y que no es tan rara como pensaba. En alguna medida, todos somos así.  Yo era así y también me asombré cuando comencé a contar lo que pensaba y sentía y me contestaron que les pasaba algo parecido.  Mis consultantes frecuentemente tienen a los Ingalls (de la serie “Pequeña casa en la pradera”) como ideal de familia y creen que los otros tienen esa clase de interacción, de la que ellos carecieron.  Las redes sociales incrementan este error: muchos suben fotos de familias sonrientes, de viajes soñados, de momentos divertidos y otros sufren creyendo que sus vidas son pobres y vacías.  Ni una cosa ni la otra…  La supremacía de la cultura de la imagen hace que se muestre una cosa y se viva otra. La tendencia de las selfies es un ejemplo: gente sonriendo en distintas situaciones, como si sus existencias fueran una continua fiesta.  ¿Qué pasa entre medio?  ¿Es todo cierto?  Sí y no.  Ni estamos tan alegres ni somos tan infelices. Mi consultante está aprendiendo que somos combos muy diversos.  Cada persona es un mundo en sí mismo, lleno de facetas oscuras y luminosas, de experiencias disímiles y habituales.  En un...

Bye, B. B. King

Para mí, la mejor versión de The Thrill is Gone, con Gary Moore (puedo escucharla una y otra vez… la bailo… me inspira… me acompaña…).  ¡Gracias por todo!...