(011) 155-810-6686 contacto@abrazarlavida.com.ar
¿Cuál Ego?

¿Cuál Ego?

Según Diseño Humano, solo el 30% de las personas tiene el Centro del Ego Definido.  ¿Qué significa esto?  Que conocen su valor, tienen autoestima, poseen fuerza de voluntad, saben cómo y cuándo trabajar, el significado del dinero y cómo sobrevivir en el plano material.  El otro 70% está condicionado por el entorno en estos temas (porque que vino a aprenderlos), no tiene una fuerza de voluntad consistente (va y viene) y su autoestima está atada a muchos factores. Me pareció muy interesante porque somos bombardeados constantemente con asuntos que suponen que tenemos un Ego Definido cuando la mayoría está tratando de aprender cómo protegernos y autoabastecernos, cómo gestionar la supervivencia, cómo tener una personalidad lo suficientemente fuerte para cuidarnos y, a la vez, comprender el efecto altruista que eso tiene sobre el grupo.  No se trata de ser egoístas sino de conocer y proveer las propias necesidades. Saber qué recursos traemos y qué vinimos a aprender y cómo actuar de acuerdo a esto es fundamental para gestionar apropiadamente nuestra...

¡Nueva modalidad en Diseño Humano!

Atenta a las solicitudes de algunos interesados, he decidido brindar dos modalidades: Sesión en Consultorio o por Skype, analizando juntos tu Carta. Envío de la Carta (más de 25 páginas) por mail.   ¡No te pierdas esta gran oportunidad de acceder a un conocimiento que revolucionará tu vida!...
Acumular sin incorporar ni accionar

Acumular sin incorporar ni accionar

La semana pasada, leí dos artículos diametralmente opuestos que me hicieron reflexionar.  El primero fue acerca de hacer espacio, tirando todo lo que no se usa o ya cumplió su ciclo o no sirve, con la idea de que, haciendo vacío, vendrá lo nuevo.  El otro era de un hombre en sus cincuenta, que veía azorado como la gente tiraba o remplazaba las cosas constantemente, mientras él había sido criado en el guardar, reciclar, cuidar, en la durabilidad. Por mi edad, comprendo y acuerdo con el último: cambio los aparatos cuando ya son inútiles o no concuerdan con la tecnología usual, guardo cosas “por si” las necesitaré en el futuro, me encariño con ropa que me resulta cómoda, me molesta el derroche y el desperdicio.  Por otro lado, tengo períodos en los que regalo la mitad de las cosas porque no las uso o quiero espacio.  Las dos tendencias viven en mí, como en la mayoría supongo. Lo que me hizo pensar fue el tema de estar constantemente tirando para que vengan cosas nuevas porque me pareció más bien una expresión “espiritualizada” del consumismo que vivimos actualmente.  Desde el comienzo de la era industrial, en la que acabó lo artesanal, todo se ha vuelto prescindible y usable solo por un corto período, ya que es necesario continuar con la interminable cadena de producción.  En el primer mundo, en Estados Unidos y Europa, es común renovar cada año el guardarropa y comprar el último auto y aparato tecnológico disponible (sin contar con los acumuladores, que no se despegan de nada). ¿Es una actitud solamente en lo material?  Parece que no,...
Aceptar y Confiar

Aceptar y Confiar

Estos dos conceptos son generalmente malentendidos. Siendo fundamentales para estos nuevos tiempos, es bueno comprenderlos profundamente. A aceptar se lo relaciona con resignación, sometimiento, renunciación o conformismo. No es ninguna de estas cosas. Se piensa que, al aceptar, se pierde eficacia, poder, objetivos, fuerza. Al contrario, se genera un gran dinamismo al reutilizar positivamente la energía que se pierde en luchar y ponerse en contra de uno mismo, de los demás y de la Vida. ACEPTAR significa no clasificar ni juzgar, permitiendo que la Vida se explique por sí misma, en la fe de que lo que pasa tiene un propósito, aunque no lo entiendas en el momento. Es una actitud de apertura, juego y aprendizaje, que va creando confianza. Confiar no es creer que las cosas saldrán tal como tu Ego quiere sino tal como tu Alma concibe para ti. Esto implica aceptación, paciencia, constancia, conexión, silencio. CONFIAR es saberte guiado y protegido hacia el mejor potencial de ti, de los demás y de la situación. Es fluir en Todo Lo Que...
El miedo a la propia grandeza (El Complejo de Jonás)

El miedo a la propia grandeza (El Complejo de Jonás)

“A medida que nos afirmamos en nuestro conocimiento psicoanalítico y trascendemos a Freud, inevitablemente llegamos al descubrimiento de lo que he llamado “el inconsciente sano”. Para formularlo simplemente, no solo reprimimos nuestros impulsos peligrosos, desagradables o amenazadores, sino que a menudo reprimimos nuestros mejores y más nobles impulsos. Desafortunadamente, es omnipresente en nuestra sociedad. Con frecuencia, la persona más inteligente es ambivalente sobre su inteligencia. A veces, puede incluso denegarla totalmente en un esfuerzo para parecer una persona común o perteneciente a la media, por huir de su destino. Las defensas contra la paranoia -o quizás, dicho con más precisión, contra el orgullo o la soberbia pecaminosa- se hallan presentes en nuestros conflictos internos. Una afirmación de la propia superioridad -aunque esté incluso justificada, sea realista y esté demostrada- se vive a menudo por parte de los demás como una afirmación del dominio del que habla y la demanda concomitante de subordinación por parte del que escucha. No es pues sorprendente que quien escuche rechace dicha afirmación y se vuelva agresivo. En consecuencia, el individuo superior se quita méritos a sí mismo para evitar el contraataque de los demás. Sin embargo, el problema también se nos presenta a todos. Todos nosotros debemos sentimos suficientemente fuertes o tener suficiente amor por nosotros mismos para ser creativos, para lograr nuestras metas, para realizar nuestros potenciales. En consecuencia, cualquiera se deja arrastrar a un conflicto entre su tendencia intra psíquica normal a desarrollarse en toda su plenitud y la toma de conciencia socialmente adquirida de que los demás estén dispuestos a considerar su verdadera estatura como una amenaza a su propia autoestima....
Escuchando al cuerpo.

Escuchando al cuerpo.

Estaba haciendo un ejercicio de estiramiento y parecía que los músculos se iban a desgarrar. Inconcientemente, controlaba la elongación y así generaba más dolor. Fui soltando poco a poco la posición ayudada por la respiración y pude estirarme mucho más y el malestar fue desapareciendo. El cuerpo habla. Es la “metáfora” concreta (y cruda) de lo que sucede en los niveles mentales y emocionales. Cuando controlamos, aferramos, contenemos, resistimos, causamos dolor y, cuando le agregamos emocionalidad, sufrimiento. La resistencia a lo que es, al aquí y ahora, suscita dolor. Cuando aceptamos y liberamos, se acaba la lucha. Comienza la libertad y la...
Emoción infantil/mente condicionada: ¿quién eres?

Emoción infantil/mente condicionada: ¿quién eres?

“¿Cambian mis emociones si cambio mi mente?” me pregunta una consultante.  Sí y no.  Nuestras emociones son producto de nuestro temperamento, de nuestra infancia, de nuestras ideas, de nuestra evolución. Ya traemos un combo de emociones que corresponden a nuestra impronta, en el cual algunas son más “fáciles” y surgen primero (enojo, tristeza, alegría fingida, etc.).  Por ejemplo, cuando algo los moviliza, algunos responden inmediatamente con ira y esta ira oculta el dolor que no pueden percibir o mostrar.  Hay personas más emocionales que otras y hay quienes pueden manejarlo más conscientemente que otros. Por otro lado, la emocionalidad es infantil en el sentido de que repetimos aquello que pudimos administrar o no cuando fuimos niños.  La mayoría de lo que somos se cristalizó en los primeros siete años de vida, así que la manera en que procesamos la emoción se formó en ese tiempo.  Si tuvimos contención y ejemplo, habremos gestionado con mayor facilidad lo que sentíamos pero, si nuestros padres daban rienda suelta a cualquier impulso o si se reprimían, habremos visto dificultado el acceso a su percepción y resolución.  De esta forma, si no elaboramos esta dificultad y no aprendemos recursos sensibles, seguiremos reproduciendo exactamente la misma forma de reaccionar a cualquier situación que nos plantee algo parecido a lo que vivimos: “le tengo miedo al jefe cuando no le gusta mi trabajo” es la expresión inconsciente de “le tengo miedo a mi papá cuando me saco una mala nota en la escuela”. Nuestra mente es lo más condicionado que tenemos.  Mientras el cuerpo está vinculado a distintas instancias (el instinto, la intuición, la conexión sagrada,...

Olímpica-mente

Cada vez que puedo, miro las distintas disciplinas de los Juegos Olímpicos, no tanto los deportes tradicionales sino lo menos visto, como la gimnasia, la natación, el arco, la esgrima, etc.  Es una gran expresión de la integración cuerpo-mente (a pesar de que para algunos sea algo solamente físico), ya que se trata de unir la excelencia técnica con una mentalidad inquebrantable y una belleza conmovedora.  Una digresión acerca de esto último: me llamó la atención las caras resplandecientes y hermosas de muchos chicos y chicas, ¡preciosos!  Es una inspiración sus historias y sus actuaciones…    ...
Informe Astro-Energético Agosto 2016

Informe Astro-Energético Agosto 2016

El tema principal para Agosto es la COLABORACIÓN. Aunque las experiencias que puedan tener durante el mes podrían ser tan diversas como la población del planeta, el tema de la COLABORACIÓN va a la raíz de lo que se necesita ahora mismo en la vida de todos, si es que vamos a definir cosas de la mejor manera posible para un futuro positivo.  ¿Qué es la COLABORACIÓN? Colaboración es trabajar en cooperación con otros para lograr un objetivo común. El tiempo de atravesarlo solo terminó. Estamos entrando de lleno en el ciclo de la orientación a las relaciones, y si estamos para sobrevivir y lograr lo que vinimos a hacer, necesitamos colaborar no sólo con otros sino también con nosotros mismos. ¿Qué tan seguido nos saboteamos a nosotros mismos, cuando el corazón quiere seguir pero la mente tiene otras ideas? ¿O cuando la mente tiene una idea pero el corazón está congelado de miedo? ¿O cuando el cuerpo simplemente se rehúsa a cooperar? Este tal vez sea el lugar para empezar, la colaboración entre todos sus aspectos personales complejos: la personalidad, el cuerpo, la mente, el corazón y el espíritu. Siendo que el mes arrastra una gran cantidad de energía masculina furiosa para lograr cosas, acción y determinación, es una oportunidad excelente para llevar a todos sus aspectos personales a que cooperen entre sí. El comienzo del mes y la luna nueva apoyan el decirse la verdad a ustedes mismos, acerca de dónde tienen resistencia y por qué se sabotean, al no entrar de lleno en el poder de ustedes. Esto podría deprimir, ser aleccionador, y podría ponerlos a...