(011) 155-810-6686 contacto@abrazarlavida.com.ar

Amar la Oscuridad

Una persona me preguntó cómo “hacer el milagro” de amar los aspectos oscuros, si nos molestan continuamente o nos dañan. En principio, se trata de hacerles un lugar en nuestro espacio interno. Esto no es algo que comprendemos exactamente. Todos tendemos a considerar sólo ciertos aspectos como “nuestros” o “verdaderos”. El resto (los que no nos gustan o no podemos ver o son demasiado buenos para ser ciertos) los negamos y los proyectamos en otros. Así, somos la mitad de lo que somos y perdemos energía en ese juego.

luz y sombra 1

Cuando digo que estamos en un tiempo de integración, me refiero justamente a este proceso de traer hacia nosotros esas facetas y utilizarlas en su real dimensión: como oportunidades de aprendizaje. Si podemos aceptarlas y verlas como necesarias para el desarrollo, tomaremos esa posibilidad y encontraremos que, detrás de esa aparente oscuridad, hay mucha luz. Entonces, nos llenaremos cada vez de más luz y, por consiguiente, de amor y quietud.

Esa transformación radical surge de la aceptación, no de la crítica, la ira, la negación, el juicio, la desazón. Poco a poco, esos lugares se van diluyendo en la luz. Mientras eso sucede, le damos un lugar sin activarlos. Sabemos que están allí, pero no le damos poder. Los reconocemos en su papel de gestores de conciencia. Así, tenemos más energía para impulsarnos hacia el amor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

captcha