(011) 155-810-6686 contacto@abrazarlavida.com.ar

El mito del esfuerzo (y sus supuestas “recompensas”)

 

Soy una Proyectora con poca energía.  En una etapa, envidiaba a la gente que podía hacer muchísimas cosas y que se movía continuamente.  A la vez, mi esencia no quería saber nada con eso; mi madre decía que “yo quería la chancha y los veinte sin trabajar”.  Con el tiempo, fui comprendiendo las dinámicas que se ocultan detrás de esos paradigmas.

 

En otras épocas, podía ser real que la lucha fuese necesaria.  La Energía era muy densa y todo costaba.  Por otro lado, a la clase dirigente siempre le convino que los demás ganaran el pan con el sudor de sus frentes y no se cuestionaran otra forma de hacerlo.  Y, para coronarla, al ego le encanta la lucha; así puede demostrar que “vale la pena” tanto esfuerzo, tanta exigencia, tanto descontento.  Así que aquí estamos: en el pináculo del reinado del ego.  Ahora la esclavitud tiene ambiente de oficina y su premio es el consumismo.

 

Lo que cambió es la Energía, que demanda Conciencia.  El esfuerzo que el ego necesita para valorarse y el control subsiguiente que forja (a través de la culpa) es el mejor ejemplo de que estamos desconectados de la Fuente.  Las enormes y estrictas expectativas que tenemos nos muestran que no nos aceptamos así como somos y que creemos que debemos seguir un modelo de perfección sin mancha.

 


abierto a la luz campo

 

Tenemos que terminar con esas ideas absurdas.  Esa constante batalla contra nosotros mismos nos drena y no nos permite apreciar que el ego es un instrumento y que somos almas transitando esta experiencia humana.  Aunque nos llenamos la boca con textos “espirituales”, en la realidad cotidiana luchamos como si no hubiera un Dios y vagamos ciegos a su Luz.

 

¿Cómo entras a la Nueva Energía?  La aceptación es la clave.  Y comienza en el aquí y ahora, en el cuerpo, en la conciencia de este instante.  La mente jamás puede darte soluciones ni liderar el cambio porque, por el momento, está presa de la dualidad y el tiempo lineal.  Necesitas reeducarla para que sea un testigo objetivo de Todo Lo Que Es.  Cada vez que la sigues y te peleas con lo que existe, estás perdiéndote, a ti y a la vasta y preciosa Realidad.

 

Tu Presencia (cuerpo y conciencia integrados) puede conectarse con la abundancia, con la gratuidad, con la alegría, con el amor, con la fluidez que es exclusiva a una vida seguida desde el corazón.  Entonces, te contactas con tu alma y ella te ofrece, sin esfuerzos ni luchas, los recursos necesarios para tu aprendizaje.  Todo viene a ti porque sigues tu diseño original, no los modelos de la sociedad. 

 

Eres Ser en Acción.  Libera las expectativas y sueños desatinados de la mente del ego y acéptate en tu grandeza.  Date cuenta de que ya eres; de que todo está a tu alrededor para asistirte, para tu mayor bien; de que no hay nada separado de ti y de que, cuando te conectas, encuentras la paz y la felicidad que es tu herencia natural.  Vuelve a tu interior.  Escucha la suave voz de tu alma.  Eres divinamente amado, guiado y protegido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

captcha